Porqué soy un economista marxista: la relevancia de El Capital de Marx hoy*

October 2, 2017

 

 Ilustración: Ramiro Alonso

 

 

El 150 aniversario de la publicación de la primera edición del Volumen 1 de El Capital en 1867 plantea diversas interrogantes. ¿La teoría económica de Marx sigue siendo relevante hoy después de 150 años? ¿Su teoría es tan relevante para el capitalismo del siglo XXI como para el capitalismo del siglo XIX? ¿O por el contrario su teoría ha sido reemplazada y superada por la moderna teoría económica: la microeconomía moderna y la macroeconomía? En este artículo sostengo que la teoría económica de Marx es altamente relevante hoy en día y es muy superior a la micro y macroeconomía moderna.

 

Muchos amigos y colegas me han preguntado a lo largo de los años: “Fred, ¿por qué eres un economista marxista? Eres un buen Americano de sangre roja, un hombre de deportes, ¿por qué marxista?”

 

Algunas de las personas que me hacían esta preguntan añadían algo como: “Fred, la Unión Soviética ha colapsado, se ha ido. ¿Por qué sigues interesado en la teoría de Marx?” Intenté ser educado y no decirle a esta gente que demostraba su ignorancia sobre la teoría de Marx, pero sí enfaticé que la teoría de Marx no tiene algo que ver con la Unión Soviética, o con el antiguo bloque soviético o China. La teoría de Marx es sobre el capitalismo. Ante todo, ¡el título del libro de Marx es El Capital! Y es una teoría sobre el capitalismo, una teoría alternativa del capitalismo, alternativa a la microeconomía y macroeconomía convencional. Es primordialmente una teoría macro, sobre la economía capitalista como un todo y cómo las economías capitalistas se desarrollan a lo largo del tiempo y porqué son susceptibles a las crisis.

 

La pregunta breve a responder sobre porqué soy un economista marxista es en realidad muy sencilla –porque creo que la teoría de Marx provee la mejor explicación de los fenómenos más importantes de las economías capitalistas, mejor que cualquier otra teoría económica, incluyendo la micro y macro convencionales. Esto es, soy un economista marxista porque la teoría de Marx tiene un poder explicativo mucho mayor que cualquier otra teoría económica. Estoy utilizando el criterio científico estándar de que una decisión entre dos teorías debe basarse en la comparación entre el poder explicativo empírico entre ellas.

 

Los fenómenos más importantes de las economías capitalistas que son explicados por la teoría de Marx y que discutiré son los siguientes: la ganancia, los conflictos entre capitalistas y trabajadores, el cambio tecnológico endógeno, la tendencia de la tasa de ganancia, las crisis recurrentes y los ciclos auge/depresión, la desigualdad creciente y la reciente Gran Recesión. Discutiré cada una de ellos en su turno. El punto general es que todos estos importantes fenómenos son explicados por la teoría de Marx y la mayoría de ellos no son, en absoluto, explicados por la economía convencional(1).

 

 

Ganancia

 

El primer y más importante fenómeno de las economías capitalistas que es explicado por la teoría de Marx es el fenómeno de la ganancia. La ganancia es el principal objetivo de las economías capitalistas, el principal determinante de los gastos en inversión y el principal determinante del estado general de la economía. Así que cualquier explicación de la ganancia es la cuestión más importante en una teoría del capitalismo y es la principal pregunta que busca responder la teoría del capitalismo de Marx.

 

La teoría de Marx concluye que la ganancia es producida por los trabajadores porque los trabajadores producen más valor del que se les paga. Esto es, los trabajadores gastan parte de su día de trabajo produciendo valor que es igual a sus salarios y después gastan parte de su día de trabajo –que Marx llama plustrabajo– produciendo ganancia para los capitalistas. En otras palabras, la ganancia de los capitalistas se debe al plustrabajo y la explotación de los trabajadores.

 

Así, la teoría de Marx concluye que el capitalista se basa, por su misma naturaleza, sobre la explotación de los trabajadores; el capitalismo no existiría sin la explotación porque la ganancia se basa en la explotación. No solo los trabajadores con salarios bajos son explotados en el capitalismo, todos los trabajadores son explotados. Los trabajadores con menores sueldos son más explotados, pero todos los trabajadores son explotados porque todos los trabajadores generan más valor del que se les paga.

 

Tan sorprendente como parezca, la economía convencional no tiene teoría de la ganancia en absoluto o tiene una teoría de la ganancia muy débil y ampliamente desacreditada. La macroeconomía no tiene teoría de la ganancia alguna. ¡La ganancia no es siquiera una variable en la teoría! ¿Se percatan de eso? ¡La ganancia no es siquiera una variable en la macroeconomía convencional! Ni la macroeconomía Keynesiana, ni la macroeconomía clásica.

 

Estaba en shock cuando me di cuenta, por primera vez, en el posgrado de esta evidente omisión en la macroeconomía convencional – ¡que la macro intenta ser una teoría del capitalismo sin siquiera tomar en cuenta la ganancia!

 

En la microeconomía existe un tipo de teoría de la ganancia (que nombra como “interés”) –se la llama la teoría de la “productividad marginal” del interés. Quizás hayan escuchado de ella o quizás no. Cada día se enseña menos en estos días porque es una pésima teoría. Esta teoría siempre ha sido débil y en las décadas recientes se ha mostrado que es inconsistente lógicamente y se ha desacreditado ampliamente excepto para los “verdaderos creyentes” de la economía neoclásica.

 

Y en ningún lugar existe nueva investigación donde la economía intente desarrollar una mejor teoría de la ganancia o el interés, como uno esperaría, dado que la ganancia es muy importante en las economías capitalistas. En la economía convencional, simplemente se ignora la ganancia. La actitud de los economistas neoclásicos parece ser: “simplemente olvidémonos de la teoría de la ganancia y esperemos que los estudiantes o críticos no pregunten”.

 

Pero, ¿cómo podemos olvidarnos de la ganancia en una teoría del capitalismo? Una teoría del capitalismo sin ganancia debe estar severamente limitada en su poder explicativo. Sería como la física sin la energía o la fuerza.

 

 

Conflictos de interés

 

El siguiente conjunto de fenómenos importantes en el capitalismo que explica la teoría de Marx son los conflictos entre capitalistas y trabajadores, los cuales existen en todas las economías capitalistas –conflictos sobre los salarios, sobre la extensión de la jornada laboral, y conflictos sobre la intensidad del trabajo (es decir, cuán duro laboran los trabajadores). Imagino que muchos de ustedes han vivido estos conflictos en los trabajos que han tenido. De acuerdo a la teoría de Marx, dado que la ganancia se produce por el plustrabajo, entonces los capitalistas intentarán incrementar el plustrabajo al limitar los salarios y al pelear contra días laborales más cortos y hacer trabajar más intensamente a los obreros; todo lo cual va en contra de los intereses de los trabajadores. Por tanto, existen conflictos inherentes e inevitables entre capitalistas y trabajadores sobre estas cuestiones relevantes.

 

La economía convencional no provee explicación alguna de estos conflictos en las economías capitalistas. Estos conflictos no son parte de los fenómenos que busca explicar la economía convencional. Se encuentran “más allá del espectro” de la economía convencional. En su lugar, la economía convencional tiende a enfatizar la “armonía de intereses” entre todos los agentes económicos, incluyendo a capitalistas y trabajadores. Todo es armonía, no hay conflictos. Por ejemplo, en la teoría neoclásica del mercado de trabajo, que probablemente se les ha enseñado, la teoría de la oferta de trabajo asume que los trabajadores pueden elegir la cantidad de horas que quieren trabajar en una jornada laboral – ¡sobre el ignominioso trade-off (balance) ocio-consumo en las funciones de utilidad de los trabajadores! La teoría asume que los capitalistas se acomodarán de alguna manera a las preferencias y decisiones de los trabajadores respecto a cuántas horas desean trabajar ellos. Por tanto, esta teoría no presenta explicación alguna de la extensa lucha de clases sobre la extensión de la jornada laboral en las naciones capitalistas. Esta teoría del balance entre trabajo y ocio, y las decisiones de los trabajadores, aún se enseña hoy en día con seriedad y otra vez con la esperanza de que los estudiantes no realicen algún cuestionamiento crítico.

 

 

Cambio tecnológico

 

El siguiente fenómeno relevante en el capitalismo que explica la teoría de Marx es el cambio tecnológico. La teoría de Marx también explica por qué las economías capitalistas son tan dinámicas tecnológicamente, caracterizadas por innovaciones y avances tecnológicos continuos. De acuerdo a su teoría el cambio tecnológico incrementa la productividad del trabajo, lo cual reduce el tiempo de trabajo necesario de los trabajadores y por consiguiente incrementa el plustrabajo y las ganancias de los capitalistas. Por tanto, la teoría de Marx concluye que los capitalistas introducirán continuamente nueva tecnología para incrementar el plustrabajo de los trabajadores e incrementarán su ganancia (esta es su teoría del plusvalor relativo).

 

Otra vez, la economía convencional no tiene explicación de este fenómeno fundamental del cambio tecnológico. La mayoría de la economía convencional asume que la tecnología permanece constante y determina las variables para un pequeño periodo de tiempo con tecnología constante. Cuando se analiza el cambio tecnológico casi siempre se asume que es “exógeno”, es decir, dado por fuera de la teoría y no es explicado. La teoría de Marx, por lo contrario, explica el cambio tecnológico como endógeno, causado por la naturaleza interna del capitalismo y la maximización del plustrabajo y de las ganancias por parte de los capitalistas.

 

 

Tendencia de la tasa de ganancia

 

El siguiente fenómeno importante en el capitalismo que explica la teoría de Marx es la tendencia de la tasa de ganancia, la variable crítica sobre la evolución dinámica de las economías capitalistas a lo largo del tiempo. Su teoría sobre la tendencia decreciente de la tasa de ganancia es consecuencia de la conclusión del cambio tecnológico inherente, recién abordada. Si el trabajo es la fuente de la ganancia y si la mayoría del cambio tecnológico ahorra trabajo, entonces tarde o temprano la tasa de ganancia disminuirá. La teoría de la tendencia decreciente de la tasa de ganancia es ampliamente respaldada por la evidencia empírica para la economía de los Estados Unidos y otros países capitalistas. Este fue el tema de mi disertación de doctorado y de mi primer libro: una prueba empírica de la teoría de Marx sobre la tendencia decreciente de la tasa de ganancia para la economía de la postguerra estadounidense.

 

Debido a que la economía convencional no tiene teoría de la ganancia, evidentemente no tiene teoría de la tendencia en la tasa de ganancia a lo largo del tiempo o el efecto del cambio tecnológico sobre la tasa de ganancia.

 

 

Crisis y ciclos auge/depresión

 

Otro fenómeno importante del capitalismo que explica Marx son las crisis recurrentes y los ciclos auge-depresión, una de las características más importantes y problemáticas del capitalismo: su inherente inestabilidad. Las crisis y los ciclos han ocurrido una y otra vez a lo largo de la historia de todas las naciones capitalistas y es muy importante intentar comprender las causas de estos ciclos recurrentes.

 

La teoría de las crisis y los ciclos de Marx se basa en su teoría del cambio tecnológico endógeno y la tendencia decreciente de la tasa de ganancia recién tratadas. Durante un periodo de expansión, la tasa de ganancia tiende a disminuir como resultado del cambio tecnológico que ahorra trabajo y eventualmente este descenso en la tasa de ganancia provoca que las empresas reduzcan la inversión y el empleo y algunas empresas entren en bancarrota y la economía cae en recesión o depresión. Durante la recesión o la depresión, la tasa de ganancia se restablece y la economía rebota hasta la siguiente crisis.

 

Esta teoría básica de los ciclos puede ampliarse al añadir la deuda como variable crucial, tanto la deuda de las empresas como de los hogares. En los años recientes se ha trabajado sobre estas líneas, combinando la teoría de la tasa decreciente de la tasa de ganancia de Marx con la teoría de la fragilidad financiera de Minsky.

 

Otra vez, en comparación y asombrosamente, la economía convencional no presenta explicación general de las crisis recurrentes y de los ciclos auge/depresión. Por lo contrario, la macroeconomía generalmente explica las fluctuaciones en la economía como resultado de lo que llaman típicamente “shocks exógenos” –un “shock de demanda” o un “shock de oferta”, usualmente cambios en las políticas gubernamentales (políticas fiscal y monetaria) que son externas a la naturaleza y la dinámica de las economías capitalistas.

 

Los hechos históricos de que las crisis y los ciclos han ocurrido una y otra vez a los largo de la historia en todas las economías capitalistas, y que continúan ocurriendo, sugiere que las causas de estos ciclos recurrentes debe ser interna, endógena a las economías capitalistas y no exógenas.

 

 

Desigualdad creciente

 

Otro fenómeno importante de las economías capitalistas que es explicado por Marx es la desigualdad creciente. Todos sabemos sobre el alarmante incremento de la desigualdad en décadas recientes en la mayoría de los países alrededor del mundo, incluyendo los Estados Unidos y México. La teoría de Marx provee una teoría general de la tendencia hacia la desigualdad creciente en las economías capitalistas, la cual también sigue de la teoría del cambio tecnológico discutida previamente. El objetivo del cambio tecnológico es reducir el trabajo necesario e incrementar el plustrabajo. Si los capitalistas logran este objetivo, y usualmente lo hacen, entonces la ganancia aumentará en relación a los salarios y la desigualdad entre capitalistas y trabajadores aumentará. La desigualdad creciente es un resultado normal del cambio tecnológico en el capitalismo. Marx llamó a esta tendencia general hacia la desigualdad creciente en las economías capitalistas la “ley general de la acumulación de capital”: más y más riqueza para los capitalistas y más y más pobreza para los trabajadores. La oleada de desigualdad en las décadas recientes es evidencia dramática de esta importante tendencia en las economías capitalistas.

 

Una vez más, la economía convencional no tiene una teoría general de la tendencia temporal en la distribución del ingreso debido a que no tiene una teoría de la ganancia.

 

 

Gran recesión

 

La superiorioridad de la economía marxista sobre la macroeconomía convencional también se revela por la reciente crisis económica. Al igual que otros economistas marxistas, he advertido por años que la economía de los Estados Unidos se dirigía hacia una seria crisis debido a una combinación de bajas ganancias y un alto endeudamiento, especialmente la deuda de los hogares.

 

Pero los macroeconomistas convencionales no vieron venir la crisis. Y la razón por la que no la vieron es que tienen una teoría económica inferior, la cual no incluye la ganancia y no incluye la deuda. ¿Cómo podrían explicarse las crisis en las economías capitalistas sin estas dos variables cruciales? En su lugar, la crisis actual la explican, como todas las crisis, por un “shock exógeno”.

 

Esta crisis ha sido una vergüenza seria para la macroeconomía convencional. Existen algunos ejemplos de la prensa de negocios. Una portada de la revista The Economist declaró: “El entrenamiento en macroeconomía es una seria desventaja al comprender la crisis actual. La Reina Elizabeth visitó la London School of Economics y avergonzó a los economistas cuando preguntó: “¿Por qué los economistas no vieron venir esta crisis?” Y Paul Krugman, ganador del Premio Nobel y columnista del New York Times afirmó que “la mayoría de la macroeconomía de los últimos 30 años fue, en el mejor de los casos, espectacularmente inútil, y positivamente dañina en el peor de ellos”.

 

 

Conclusión

 

Así que por esto soy un economista marxista. Porque estoy convencido que la teoría de Marx provee una explicación significativamente mejor y más comprehensiva de estos fenómenos importantes de las economías capitalistas, que la macro y micro convencionales no puede. Ni siquiera es un competidor cercano.

 

Entonces la siguiente pregunta parecería ser: ¿por qué la teoría de Marx es casi universalmente rechazada y descartada por los economistas a pesar de su impresionante poder explicativo, especialmente en comparación con las teorías convencionales?

 

Esta pregunta requeriría una larga discusión, pero creo que la respuesta corta es que la teoría de Marx revela la explotación y el conflicto de clases que es inherente en las , economías capitalistas, y tal teoría simplemente es demasiado radical y demasiado subversiva para ser aceptable por los economistas convencionales y por la academia en general, a pesar de su impresionante poder explicativo comparada con la economía convencional. Por esto la economía como ciencia es escandalosa por ignorar las reglas normales de la práctica científica, esto es, que la teoría con el mayor poder explicativo es la que debería ser preferida y aceptada.

 

Como dijo Marx alguna vez “las ideas dominantes son las ideas de la clase dominante”. Las teorías dominantes no son necesariamente las mejores teorías, incluso en economía, quizás especialmente en economía. Las teorías dominantes son usualmente las que respaldan los intereses de las clases dominantes de una u otra manera. Así como también dijo “cuando la realidad es la explotación, la verdad siempre es subversiva”. Pienso que la teoría de Marx provee la verdad sobre la explotación en el capitalismo y por consiguiente siempre será demasiado subversiva para los poderes fácticos.

 

Pero su teoría es muy útil para nosotros. Nos ayuda a entender los problemas que enfrentamos en el capitalismo y nos presenta claramente que, si queremos superar la explotación, entonces tendremos que derrocar al capitalismo. Por eso la teoría de Marx es tan relevante hoy como lo fue en el siglo XIX.

 

 

* Versión modificada del artículo publicado en “Ensayos de Economía Marxista” de Fred Moseley (2017, Marxismo Crítico y Ediciones Maia).

* * Profesor de economía en el Mount Holyoke College de Estados Unidos. Investigador en temas de economía y marxismo desde hace 40 años.

 

 

Notas

(1) Para ver una discusión más extensa del poder explicativo empírico de la teoría de Marx ver Moseley, F, Marx’s Economic Theory: True or False? A Marxian Response to Blaug’s Appraisal, en Moseley (ed.), Heterodox Economic Theories: True or False? Edward Elgar, 1995.

Please reload

Hemisferio es una plataforma virtual que pretende fomentar el pensamiento crítico y los debates estratégicos de izquierda, con foco en la realidad nacional.
hemisferioizquierdo.uy
hemisferioizquierdo.uy@gmail.com

SECCIONES

ESPECIALES

  • White Facebook Icon
  • White Twitter Icon
  • Blanco Icono de Instagram
  • White YouTube Icon

Montevideo, Uruguay.

  • White Facebook Icon
  • White Twitter Icon
  • Blanco Icono de Instagram
  • White YouTube Icon