"El mediactivismo puede tomar diferentes matices de apropiación por parte de los colectivos, de construcción política, y de generación de opinión, así como fortalecimiento de la ciudadanía": Entrevista al Colectivo Catalejo*

 
 
Hemisferio Izquierdo (HI): ¿Cuándo y cómo nace el Colectivo Catalejo?

 

Colectivo Catalejo (CC): Colectivo Catalejo nace en el año 2012 cuando, de cara al plebiscito que pretendía bajar la edad de imputabilidad penal, nos juntamos para realizar un documental. El mismo, llamado Dieciséis, muestra entrevistas a diversos jóvenes entre 15 y 18 años, buscando darle voz a quienes estaban en el foco de la opinión pública pero no eran escuchados.

 

En principio, la finalidad era pragmática, sin embargo, en el marco de la campaña del NOALABAJA, que conjugaba diversos discursos de derecha, encontramos la necesidad de informar a la población, acercando diferentes insumos políticos y sociales que señalaban que la iniciativa sería contraproducente para promover la seguridad. De hecho, a la luz de los hechos, encontramos que ese fue un momento fermental del movimiento social juvenil, que fortaleció movimientos existentes, permitió florecer espacios nuevos, y generó un importante diálogo entre organizaciones.

 

A partir de eso, el grupo se consolida y empieza a generar nuevos proyectos, ampliando su campo de trabajo y apuntando a la mejora técnica de sus productos. Hoy día somos diez personas de disciplinas distintas que hacemos a un grupo de mediactivismo con objetivos adaptables a la coyuntura y nuestros intereses personales. Además, hay un amplio grupo de colaboradores con quienes contamos para realizar trabajos varios, y que también proponen ideas para generar con el colectivo.

 

 

HI: ¿Cómo articulan el trabajo audiovisual con la investigación académica y las iniciativas institucionales y no institucionales en sus productos audiovisuales?

 

CC: El colectivo trabaja en una intersección entre diferentes esferas: en primer lugar, la política, buscando contribuir a temáticas que fortalezcan el movimiento social y que sean promotores de ciudadanía; en segundo, la comunicación, intentando que los productos generados condensen gran cantidad de información en un lenguaje comunicable, reproducible; en tercer lugar, la investigación académica, en el entendido que lo realizado dé cuenta del estado del arte en la investigación científica, y dialogue con ella; por último, hay un búsqueda artística, en términos de pensar las formas estéticas y las sensibilidades en la producción audiovisual.

 

Por esto, detrás de cada producto suelen intervenir investigadores de las ciencias sociales, realizadores audiovisuales, músicos, artistas y diseñadores, y en muchas oportunidades se trabaja de forma colaborativa con bailarines, escritores, periodistas y diferentes militantes que deciden reflexionar y contribuir en el trabajo en alguna temática.

 

De este modo, durante la campaña del NOALABAJA, se generaron varios productos con facetas distintas. El primero, experimental, fue “Dieciseis”. Este documental ponía en escena jóvenes diversos barrios de Montevideo y el área metropolitana, seleccionados en base a un muestreo de género, lugar de residencia y nivel socioeconómico, buscando una polifonía de voces y formas de ser adolescente.

 

También en este marco se realizaron trabajos recopilando estadísticas de juventud, mostrando las múltiples vulneraciones que viven los adolescentes en una sociedad adultocéntrica como la uruguaya. En adición se generó un spot “miranos ahora”, abocado exclusivamente a re-trabajar la mirada sobre los adolescentes, preguntándose qué es la juventud y usando tomas cercanas sobre su cuerpo, su piel y sus gestos.

 

Esta tónica ha sido mantenida en diferentes trabajos. “Jóvenes que luchan”, en el 2015, buscó testimoniar diferentes formas de activismo juvenil, en diversidad sexual, género y educación. Durante el año pasado, se generaron spots para el Debate Nacional de Seguridad y Convivencia, que fundamentaban una perspectiva de derechos en base a investigaciones cualitativas y cuantitativas de nuestro país y el mundo, y se narraban a través de diferentes acontecimientos escénicos. En el presente año, en el marco del día de la mujer, se decidió trabajar la violencia de género con el sustrato de los comentarios en las redes sociales, como un espacio de odio pero también como cristalización de un código machista que se expresa con claridad.

 

Por otra parte, todos los productos se han orientado a fortalecer el movimiento social, y por tanto se han generado en sinergia con otras organizaciones de diferentes ámbitos, desde el feminismo, los derechos humanos, sindicatos, organizaciones barriales y comunitarias, de incidencia, entre otras. Esto ha supuesto pensar el audiovisual de dos maneras. Por una parte, no como un registro, sino como un consenso político que se plasma en el producto y que permite orientar acciones comunes de parte de diferentes organizaciones. Por otra, como un insumo para pensar y trabajar con la población, desde una opinión pública generalizada, como con grupos, en formatos de taller, en aulas, o en formato de cine-foro.

 

El audiovisual deja de ser, entonces, un “reflejo” de la realidad, para insertarse en el complejo entramado de las relaciones humanas.

 

El mediactivismo debe ser pensado, a nuestro entender, en base a esta serie de elementos que le permiten tomar diferentes matices de apropiación por parte de los colectivos, de construcción política, y de generación de opinión, así como fortalecimiento de la ciudadanía.

 

 

HI: ¿De qué manera interviene y aporta el Colectivo a la visibilización de problemáticas sociales y debates ciudadanos?

 

CC: Catalejo tiene una agenda de temas prioritarios que ha ampliado desde su inicio. El mismo incluye feminismo, juventud, seguridad, memoria, y crecientemente una línea que se orienta a reconocer y promover la diversidad cultural. Sin embargo, esta agenda no es estática ni puramente endógena, sino que se ha conformado en diálogo con otros actores de la sociedad civil, centros de enseñanza, y con la coyuntura política.

 

Por esto, desde el colectivo se han pensado diferentes formatos audiovisuales con fines específicos. El más elemental de ellos es el registro, en cuya línea Catalejo ha trabajado desde el 2016 cubriendo marchas, concentraciones o eventos importantes.  Los editamos en la noche y presentamos el producto al día siguiente. A la fecha, este formato de cobertura ha alcanzado a más de un millón y medio de personas, tanto de los diferentes departamentos del país, como en la región, e incluso llegando a partes de España y otro países europeos. En este espacio de trabajo, el audiovisual funciona como un “acontecimiento”, que replica los efectos de las marchas, como las olas en el agua luego que cae la piedra, y multiplica su radio de acción, como si de alguna manera volvieran a suceder.

 

De igual modo, hay un interés en compartir el trabajo que se realizan desde otras organizaciones de la sociedad civil, tendientes a formar e informar a la ciudadanía.

 

En un segundo nivel, Catalejo produce audiovisuales con contenido social y político. Por ejemplo, ha generado spots en el marco de las tareas de extensión universitaria, y en diálogo con instituciones como el Programa de Convivencia de ANEP. Allí, se filmaron productos de música, danza y artes plásticas trabajadas durante el año. Otros ejemplos que se están desarrollando actualmente utilizan el audiovisual para comunicar investigaciones interdisciplinarias sobre el derecho a la educación, o genera productos para que organizaciones comunitarias puedan comunicar su trabajo, como se realizó para el espacio educativo Semillas Luminosas.

 

En tercer lugar, Catalejo coordina con otras organizaciones en la generación de espacios de construcción interorganizacional, donde los audiovisuales pueden tener lugar, junto con otros insumos, para promover espacios plurales de discusión. En los años pasados, se coordinó con la Red de Juventudes en la realización de talleres sobre adolescencia y juventud. En en este momento, se está coordinando con los jóvenes del PIT-CNT, así como otras organizaciones sociales, un importante encuentro de juventudes militantes. Del mismo modo, se están desarrollando acciones con la Casa Bertolt Brecht en torno a la temática de sistema penal juvenil, y se está coordinando con la Universidad la posibilidad de generar un Espacio de Formación Integral sobre seguridad y violencia. Esta coordinación interorganizacional se está trasladando también en el plano internacional, coordinando con importantes organizaciones de mediactivismo que están liderando la realización audiovisual con contenido social, como es el caso de Midia Ninja en Brasil, Emergentes en Argentina, o Facción, que es una red internacional.

 

En conjunto, lo que se busca es que el audiovisual permita la construcción de sentido y comunique eficientemente temáticas importantes, que sean de conocimiento público, que fortalezcan el frente social y que dialogue con las instituciones. Este es un camino sui generis que hemos adoptado, y que seguimos definiendo, aprendiendo en el camino.

 

* Sitio web del Colectivo Catalejo: http://www.colectivocatalejo.org/

Etiquetas:

Please reload

Hemisferio es una plataforma virtual que pretende fomentar el pensamiento crítico y los debates estratégicos de izquierda, con foco en la realidad nacional.
hemisferioizquierdo.uy
hemisferioizquierdo.uy@gmail.com

SECCIONES

ESPECIALES

  • White Facebook Icon
  • White Twitter Icon
  • Blanco Icono de Instagram
  • White YouTube Icon

Montevideo, Uruguay.

  • White Facebook Icon
  • White Twitter Icon
  • Blanco Icono de Instagram
  • White YouTube Icon